lunes, 5 de octubre de 2009

La herencia


Y bueee, empecemos la semana con una historia que siempre recuerdo cuando pienso en la de Carmen. Si bien hay una escena un poco escalofriante, no decidí publicarla en viernes pues realmente no se trata de ningún fenómeno paranormal.
Me la contó otra amiga virtual, María, con quien también perdí el contacto. Y aunque esta historia es quizá más asombrosa, no tengo motivos para dudar de su veracidad pues yo nunca conocí personalmente a mi interlocutora... pero tampoco tenía ella motivos para mentirme.
Lo cierto es que María vive en algún lugar de Estados Unidos (me atrevería a decir que en Miami, pero no estoy segura). Ella es enfermera.
Según me contó, hace muchos años conoció en el hospital donde trabajaba a una mujer de la tercera edad que era muy buena. Congeniaron muy bien y pronto surgió una hermosa amistad.
Lo cierto es que la señora estuvo interna el suficiente tiempo en el cual la amistad se hizo cada vez más fuerte.
Una mañana que María llegó a visitar a su amiga, encontró que ésta había fallecido. Su cuerpo había sido trasladado unas horas antes a la morgue.
María sintió que se le oprimía el corazón y rompió en llanto. Se dirigió a la morgue y pidió que le mostraran el cadáver de su amiga, para poder despedirse.
Lloró abrazada al mismo.
Unos minutos después, María sintió que el cuerpo de la anciana se movió. Primero pensó que era su imaginación, pero luego se dio cuenta de que en realidad no estaba muerta. Algo había pasado y la habían dado por muerta equivocadamente.
María se sintió feliz y ambas se abrazaron agradecidas de que no fuera verdad esa triste situación y de que no hubieran enterrado a la anciana.
Creo recordar que la amiga salió del hospital para ir a su casa, pero siempre se seguían viendo. Cuando finalmente aquella viejecita murió, María volvió a estar triste. Un tiempo después, recibió una insólita noticia. Su amiga le había heredado una casa grande y no recuerdo qué otros bienes. Lo cierto es que a María le cambió la vida y pudo dejar de trabajar tan duro para dedicarle más tiempo a sus hijos.
Aquella mujer, a quien ella cuidó con tanto amor, se encargó de cuidar a su amiga más allá de la muerte.

15 comentarios:

Lujo dijo...

Holaaaa Holaaaa Nancy,
La historia me ha impactado. Fue una suerte que se diera cuenta del error y esa persona pudiera seguir disfrutando de la vida.
En cuanto a los cambios de herencia, he conocido algunos casos similares. Tengo la sensación que cuando se acerca el fin uno tiende a ver las cosas desde otro prisma.
Me alegra que tu amiga pudiera dedicar más tiempo a su familia posteriormente.
Miles de abrazotes cariñosos!!

Any dijo...

Es buenísima la historia, aunque yo no la hubiera sobrevivido a la sra., al sentir que se movía plop! ataque al corazón, que susto!
Está bien ser agradecido, quizás tu amiga le dedicó mas tiempo y mas cariño que su propia familia y por eso es que la anciana quiso retribuírselo con los bienes que le dejó. Parece de novela, pero a veces esas cosas pasan ...
apapachos de lunes

el VERDE !!! dijo...

q bella historia...

La Vivi dijo...

Que bueno que ellas se habian hecho amigas, si no la pobre anciana hubiera muerto congelada. Y la recompensa, no de este mundo para la difunta, pues su memoria esta viva en la familia de Maria y ahora en la de todos quienes leemos tus historias. Gracias Nancy!

norma dijo...

Increíble historia la de este par de mujeres, que terrible equivocación haberla dado por muerta cuando todavía estaba viva. Y claro el agradecimiento de la anciana fue inmenso. No era para menos.ja
Un apapacho para vos.

Maru Luarca dijo...

Como siempre Nancy: linda historia. Apapachos! Maru

LadyMarian dijo...

Impresionante!!! No es paranormal pero me puso los pelos de punta pensar en la posibilidad de que me metan en una morque por equivocación. O.O Muy buena historia!!!!
Besos

Pedroalejandro dijo...

Me encantó esta parte:
Aquella mujer, a quien ella cuidó con tanto amor, se encargó de cuidar a su amiga más allá de la muerte.

una buena reflexión y algo que personalmente me gustaría hacer al viajar al otro lado del mundo.

Bonita historia!

Sonia. dijo...

wow que historia!!!
dficil de digerir, por lo pesada que resulta pero esas cosas pasan se sabe de sobra que los medicos a veces por alguna razon extrania no la hacen como debe.


a mi me hubiera dado un miedo horrible sentir que esta vivo alguien muerto, pero bueno... que bien que duro un rato mas.


un beso

Rochitas dijo...

Hermosa historia. Además de como supo contarla.

DIANA dijo...

Que bonita historia Nancy!
Esas situaciones pueden pasar si no me equivoco son estados de catalepsia. Fijate que es uno de mis miedos, de pensar que quiza algun dia me pase lo mismo, no estar muerta y que todos piensen que si =(
que bueno que recibió su recompensa por el amor brindado.

besos!

.:: DemonStar ::. dijo...

Que buena historia. La verdad que bonito que se logre congeniar tanto con una persona sin algún interes.

dianitah! dijo...

que loco!!!

bueno, valla que raro estuvo eso...
que miedito… >.<
no, me imagino que habrá sucedido después…

y más le vale que haya sido verdad…:]

saludos!

“ahí nos leemos”

Alexxx dijo...

Bonita historia, pero que feo eso que te den por muerto, de seguro la se;ora tenia cataplexia creo que se llama, que parecen que estan muertos pero en realidad no lo estan

Javier Ortiz dijo...

Una historia triste por el hecho de que María perdió a un ser querido, pero con un final “bonito” (si es que se pude llamar así), por el hecho de que la anciana demostró su amistad más allá de la muerte.

Buena historia citadina, muy emotiva.

Saludos.