miércoles, 4 de noviembre de 2009

La del otro lado...


Cambiemos un poquito la tónica de las entradas de estas historias citadinas.  Hace algún tiempo que quería compartir una historia que, aunque es un poco triste, porque su protagonista ya no está entre nosotros,  nos recuerda cómo ha pasado el tiempo... y cómo han cambiado las cosas.
Ya mis hijas no tienen ni idea de lo que pueda ser un disco long play o uno de 45 revoluciones. Aquellos discos de acetato que quizá todavía alcanzaron a escuchar los que andan rondando los 30 añitos... no lo sé.
Esta me la recordó mi hermana Vivi, así que los dejo con su relato:
El protagonista era un chiquillo de apenas dos años de edad llamado Héctor Owaldo (q.p.d.). Era pariente de un tío político nuestro oriundo de Zacapa.
La cosa es que este lindo nene era muy  precoz e inteligente y era la adoración de casi toda la familia. A su edad sabía contar hasta cien, sabía el alfabeto (recitarlo por supuesto), era alegre y extrovertido. Cuando le preguntaban su nombre, contestaba a todo pulmón, muy orgulloso por supuesto "HÉCTOR OSWALDO CALDERÓN PAIZ TERRAZA CHACÓN".
Vivía con mis tíos pues el clima de Zacapa afectaba su salud. Él cantaba y bailaba, y como mucha gente que llegaba a visitar nuestra casa, le fascinaba pedirle a mi papi que sacara su guitarra y le acompañara con su canción favorita "Volver Volver", de don Vicente Fernández.
Él era el orgulloso dueño de una copia de la canción en  un disco de  45 rpm., razón por la cual se la sabía la completita. Y le decía a mi papi "Kio… tocá Volvesh Volvesh"… y así empezaba el show.
Un día al terminar de cantar "Volver volver" le dice a mi papi "ahora cantemos el ocho lado". (Hasta la fecha no recuerdo si alguien sabía que canción estaba en el lado dos de su disco de 45RPM. Tal vez la cuaches –unas vecinas- pero ellas tenían el long play).

11 comentarios:

LUNA dijo...

Pues si, yo tengo un montón de lon-plays de mis hijos. Más de 120. Muchos de Elvis Presley....como otras cosas, ellos se fueron a sus casitas y dejaron cosas en casita de su mamá....
Un besito

Neogeminis dijo...

jejeje solía pasar en eso cuando se ponía muy de moda un tema y el gupo o cantante no era demasiado conocido y tenía poco repertorio. Así que uno sólo escuchaba el tema principal...y del otro...bueno...eran muy pocos los que intentaban siquiera escucharlo!

(Las nuevas generaciones no van a entender de qué nos referimos cuando hablamos del "otro lado"! jajajaj)

besotes!

Lujo dijo...

Holaa Holaaaa Nanct y Vivi,
Es una historia maravillosa y llena de ternura.
No sabía que vuestro padre era un gran guitarrista.
El pequeñín era una ricura, lindo y precioso. Seguro que cantaba muy muy bien.
Por aquí se siguen comprando discos, especialmente para los Dj's
No es extraño encontrarlos en mercados de segunda mano de mi ciudad.
Abrazotes enormes para las dos!!

Mariela Torres dijo...

Jaja, claro, tenía razón el pequeño, ya había cantado la canción de un lado, faltaba la del otro.

Besos.

norma dijo...

Claro que sí los discos de pasta, mi papá tenía unos cuantos en un album, la mayoría eran tangos, valses, y milongas, pero ahora ya no existe tampoco el aparato, el tocadiscos para escucharlos, yo no tengo. Hay mucha gente que es coleccionista de estos discos, en lo mi mamá deben haber quedado los discos.
Pobre nenito el que cuentas y se murió de chiquito??. Que pena.
Un beso.

igne fatui dijo...

saludos! tiempo de no pasar por aquí pero con gusto de volver a hacerlo.

La Vivi dijo...

Que lindos tiempos. Ese bebe era el centro de la atencion a donde llegaba. Simpre lo recuerdo con amor y ternura. Gracias Nancy...besitos.

La Vivi dijo...

Hola Lujito te he extranado. Que bien que has vuelto. :)

LadyMarian dijo...

Una historia muy tierna!! yo los llegué a conocer porque mis padres nunca fueron muy modernos con la tecnología. Qué impensables que eran los cambios que se produjero! Y en relativamente poco tiempo para la cantidad de cambios!
Besos

Nancy dijo...

Luna, yo no sé qué pasó con mis discos. Yo tenía muchos. Hace poco encontré uno o dos de 45 revoluciones. No quise tirarlos, pero no tengo dónde escucharlos. Esta historia de mi hermana me removió tantos recuerdos. Por cierto, le voy a preguntar a mi papá qué hizo con todos sus discos, es un melómano empedernido.

Neo, tienes razón. A veces algunos cantantes se quedaban sólo con un disquito de 45 revoluciones… :o(
Y sí, los jovencitos no saben de qué hablamos. He tratado de explicarles a mis hijas, pero no les pasa por la cabeza cómo es todo ese lío.

Gracias por tus observaciones tan llenas de ternura Lujito. No sé si es un gran guitarrista mi papá, pero sí un bohemio y, como dije, un melómano. Y sí, tuvo un trío (o varios) y le llevaban serenata a las novias. También cuenta que cantaban en vivo en la radio de Quetzaltenango… en sus años mozos.

Mariela, claro, era la lógica del chiquitín… pero creo que nadie sabía cuál era la del otro lado… :o(

Hola Norma. Aquí no sé si alguien colecciona los discos, a lo mejor… Nosotros teníamos una “radiola”, era una tornamesa en un mueble de madera… pero se lo comió la polilla. Y si, el nenito falleció antes de los tres añitos, creo.

Gracias por tu visita Igne Fatui, siempre es un gusto tenerte por aquí. Veo que también has vuelto a tu blog… hermosa forma de volver.

Gracias a ti, Vivi, yo no olvido a Héctor Oswaldo y la alegría que lo caracterizaba, pero de no ser por ti jamás se me habría ocurrido contar esa anécdota y, de paso, remover los recuerdos de quienes conocieron los discos de acetato.

LadyMarian, no lo puedo creer… pero bueeee. Tienes razón, ha sido vertiginosa esta era de cambios tecnológicos. Sólo en mis 47 añitos he conocido discos de acetato, casetes, cd, dvd, los aparatejos de mp3 y mp4… por mencionar algunos…

Sonia. dijo...

ya vine!!, que se me hizo tarde un poquito, pero aqui ando...

que linda historia, mi papa tambien toca la guitarra y los momentos familiares siempre son mas lindos y se recuerdan con cariño cuando hay musiquita de por medio, a que si!?

la cancin del otro lado, no sera la de "el Rey" es el sencillo que se promociona con "volver volver" ... no tengo el disco, pero supongo que puede ser opcion.

Gracias nena, ahora si nos conectamos!

un besote