domingo, 31 de mayo de 2009

El ataque del zombi

Quería empezar la semana con esta divertida historia (para que no se olviden de sonreír), pero no me contuve y decidí publicarla desde hoy. Me la envió Cinthya, una guatemalteca radicada en Estados Unidos. No sé ustedes, pero cuando la leí la primera vez parecía loquita carcajeándome yo sola. Y cuando la volví a leer para hacer el dibujito, no pude evitar seguirme riendo. Disfrútenla.

Resulta que con mi hijo grande fuimos a Universal Studios en California. Una de las primeras atracciones es la casa embrujada. A mí eso no muy me gusta pues me da miedo de veras y todo me lo creo. Pero dado que a mi hijo sí y uno hace de todo por los hijos decidí entrar.
La atracción no es de subirse a un carrito sino de caminar por la casa embrujada. Cuando entré pensé que iban a salir como calveras saltando en resortes, poingggg o algo así. Pero resulta que tiene gente de verdad haciendo de zombis y demás, lo cual me pavorizó. Al entrar va uno caminado como en un corredor que termina en un umbral donde hay que cruzar a la derecha. Al empezar a acercase sale de la oscuridad a la izquierda un zombi. Cuando lo veo empiezo a pegar de gritos y me detengo y aíi toda la fila detrás de mí. El zombi se regresa así que empiezo a tratar de pasar pero este vuelve a salir.
A ese punto ya me estaba muriendo del miedo y solo me agaché y gritaba - ¡no puedo pasar no puedo pasar!. El zombie seguramente matandose de la risa adentro del disfraz se acerca y se agacha como a quitarme el zapato. Luego se regresa a su esquina. Mi hijo solo me decia pase, pase, y yo decia no puedo no puedo. En esas estabamos que el zombie sala y yo gritaba y toda la gente atrás amontonándose hasta que mi hijo se fue adelante, se paró con los brazos abiertos como deteniendo al zombie y me dijo - ¡Ya pase que solo es un señor!!. Yo pasé más volando que corriendo... A todo esto era un ataque de risa y espanto, risa de saber que no era cierto y de los ridículo de mis reacciones y espanto que no podía contener. A todo esto seguimos en la casa de espantos igual muerta de miedo y faltaba pasar por todo el resto de la casa aún y yo sentia que de todos lados salian cosas.Seguimos y cuando ya me tranquilicé y empecé a recobrar mis sentidos empecé a sentir algo raro y me di cuenta de que me habia hecho pipí total!!!! Afortunadamente llevaba una blusa larga asi que cuando salí no se notó, pero igual me tuve que ir a comprar ropa a la tienda del parque para continuar el día.


Cinthya

22 comentarios:

Becca dijo...

jajajajaja que horror!!! hay no que verguenza!!

Any dijo...

Ahjajajajaja pobre mujer!
Ayer justamente veía en la tele que en Nueva Zelanda hay un lugar que antes había sido una clínica psiquiátrica con un gran terreno al costado. Este lugar fué comprado por un grupo de actores, en el terreno sembraron un maizal y alli uno va, camina entre el maizal y actores disfrazados salen de repente maquillados asi espantosos, con sangre, con cuchillos, y te asustan. Parece que para que paren les tenés que decir no! con el dedo, entonces se retiran y vos podés seguir caminando. La gente grita como loca y encima el show se hace por la noche, en fin un horror.
Yo paso, sinceramente pagar para que me asusten asi me parece ridículo.
Me hizo mucha gracia la historia de Cinthia, me parece que me hubiera pasado lo mismo ... jajaja! ah y tu dibujito buenísimo!
un beso

Tamara dijo...

Juajuajua, muy buena, que divino el hijo "- ¡Ya pase que solo es un señor!!" A mi me pasa a veces que mis hijos parecen mis padres y es muyyy gracioso... Nunca me hice pis, pero jamás disfruté un entretenimiento de esos, han tenido que parar montañas rusas para que yo me baje y todavía me tapo la cara si entro al tren fantasma :)
En Universal Studios sufrí una de las desilusiones más grandes de mi vida, cuando era pequeña... El nene de ET no volaba con la bicicleta!! Era un truco!! Fue casi como cuando me enteré que Papá Noel son los padres... Terrible desilusión!! :)
Que bonito el dibujito!!
Besos!!
(Viste, soy tímida para comentar, pero cuando me animo, me animo jajaja)

Leonel dijo...

Qué historia tan simpática!!! Pobre!!! De verdad que debe haber sufrido mucho.
Con mis hijos y un primito de ellos nos metimos a uno de esos "laberintos del terror" y al entrar los pobre iban que parecían chichicúas prendidos de mí. Pasamos por todos los vericuetos (muy bien hechos, asombrosos de verdad) y ya al final resulta que había una puerta para salir y otra para volver a recorrer el laberinto.
Pues ya una vez pasada la primera vez, ¡Quién los sacaba! Lo recorrimos como 10 veces, se volvieron expertos y se les fue el miedo... ya sólo por cansancio y hambre nos salimos... jejejejeje, pero ni modo, son esas cosas que uno probablemente no hace más de una vez en la vida.
¡Apapachos!

Mimí dijo...

Qué fuerte, me he reído muchísimo!!
Encantada de venir, te dejo un abrazote.

Isold dijo...

Hola Nancy:
Si entro yo en esa casa seguro que me pasa lo mismo que a Cinthia,ja,ja,ja,ja.

Nancy, no me habia dado cuenta que no seguia Historias Citadinas,pero ya esta arreglado.

Besos.

Lujo dijo...

Hola Nancy,
jajajajajaja..¡¡¡Me encantó la historia!!
Seguro que yo no soy tan compasiva. ;) A mí no me meten en la casa del terror ni a empujones. Lo siento, yo no podría entrar ;P. Estoy segura que saldría de allí en estado de shock O.o ;P.
Lo me ha dejado alucinada es la reacción del niño. Es un chavalote muy valiente y dio muestras de mucha madurez.
Me encantó esta historia y me he partido de risa.
Eso sí, la leo de día....nunca se sabe jijij ;)
Muchos abrazotes!
Cuidate!!
Feliz semana!

SETH dijo...

jajajaj Pobre Cinthia, no pues cuando yo entre a una casa del terror, me sacaron, pero porque le pegue a varios zombies, jejejeje, pero esa es mi reaccion al asustarme, lo siento zombies, jajajaa

norma dijo...

Suerte que no le dio un sopapo al zombie sino hubiera sido un espectáculo completo.Me imagino que filmaran a lalgente en esas escenas y luego las miran para reirse a sus costillas, jajaja,pobre mujer.
te dejo un beso. muy lindo tu blog.

Alejandro Ramírez dijo...

Tuvo que ser terrible, la paralizó el terror. Uno no se sabe cómo va a reaccionar ante una situación tenebrosa (la situación no lo era mucho pero para ella sí). Como en las películas, uno a veces grita y se retuerce porque se mete en la ficción.

Un saludo.

DIANA dijo...

Hola Nancy:

la verdad estoy como Lujo, ni a mentadas de madre me meten a la casa embrujada..!!...jajaja
que fuerza es ir a sufrir de esa manera? y luego tener que pagar además!...jajaja

Abrazos!

LadyMarian dijo...

jajaja!!Qué manera de reírme!! jajaja!! La historia, buenísima y tus dibujitos me encantaron! Muy divertidos! Gracias por hacerme reír tanto!
Besos

Vash dijo...

Que extraño es el cerebro del hombre, aún sabiendo que el tal zombi era ficticio hasta se hizo pipi.. que horror y no por el zombi sino por el pipi.
Un abrazo.

igne fatui dijo...

heme aquí... devolviendote la visita... ya, nunca había entrado a un blog tan "cotidiano" como el tuyo, casi uno puede ver una vida que sigue su curso detrás de las publicaciones

saludos

el VERDE !!! dijo...

q clavo, pobre mamá !! después de mis condolencias... JAJAJA, muy clavero y todo pero sí, esto es para matarse de risa, jejeje.

Una vez entré a una casa embrujada, estaba aún en primaria, fue en una kermesse de colegio de unas primas. No me oriné ni grité (bueno, no tanto al principio). Los pobres que gritaron (pero de dolor) fueron los tipos o tipas que en una parte de la casa agarraban los pies a la gente que pasaba.

Todo estaba oscuro, y al sentir sus manos subiendo por mis piernas empecé a dar patadas a diestra y siniestra y creo que a más de uno le di en la cara o cabeza. Oops !!!!

Alexxx dijo...

jajajaja vaya que no se noto lo del pipi, sino mas clavo
Saludos

la-filistea dijo...

Ja, ja,. Pobre Cinthia..
Yo ni loca entro ahí, yo si soy la mas miedosa de las miedosas.

el Kontra dijo...

No hay de que avergonzarse, yo cada vez que la maestrísima del paint pone al gatuco negro (cruz cruz) en uno de sus dibujitos yo también me hago pipí del terror, ya siento que me sale y entre ese y el zombie, al segundo lo invito a las cervezas :)

Angel Elías dijo...

epa!! Epa!! eso me parece mas a tratar de abrirse el paso dentro de una manifestacion.
y el pipi en una bolsa jajaja
buena historia.

paola guillen dijo...

Yo siempre he querido entrar a una pero buena, asi como la q describe Cinthia o la q dice any en Nueva Zelanda.

lo del pipi me dio risa una vez me paso algo asi...

La Vivi dijo...

jajaja me acorde de uan vez que fuimos con mis companeros de trabajo y sus esposas/os o novias/os. Mi amiga Dolores y su novio Mitch me deron jalon al Knots scary farm y si te espantan (aunque sbes que son actores bien maquillados) Yo me le agarre al pobre Mitch de la camisa,pues el hombre es como de dos metros y pesa como 300 libras. No me hice pipi pero estuvo cerca. E Mitch no me hablo el resto de la noche hasta que me dejaron en mi casa.

Guatemalan Genes dijo...

Hola Nancy,
Estaba acá cenando con amigos, mi hijo y mis hijas recordando esta historia. Mi hija me dijo esta para que lo subamos a internet y me recordé que ya estaba subido!!
Así que aqui estoy visitándote otra vez. Veo que no has escrito… yo tampoco….
Saludos
Cynthia